Contar las vueltas en punto

Otra de las cosas importantes para tejer mejor es aprender a contar las vueltas. Cada uno tiene sus “trucos”, ir apuntándolas en una libreta, utilizar cuenta-vueltas automáticos como estos

 Sin embargo, a mi me parece muy practico saber contar las vueltas manualmente. Nos podemos olvidar de apuntar o marcar una vuelta pero sí sabemos cómo contarlas viendo lo que hemos tenido nunca tendremos problemas.
Es muy importante saber distinguir si estás en el derecho o en el revés de tu labor. Veras la labor del derecho cuando la hebra de inicio ( con la que montaste los puntos) esté al lado derecho. Distinguir si es el derecho o el revés de la labor es importante porque con determinados puntos es difícil saber distinguir el derecho o el revés, no sabes cuando te toca tejer una vuelta par o impar, para saber dónde tienes que cerrar los puntos…

Para aprender a contar manualmente debes saber lo siguiente:

  • Punto liso: si cuentas del derecho veras espigas. Cada una de las espigas  que ves será una vuelta. Si cuentas por el revés veras nuditos o puentecitos como quieras llamarlos, uno para arriba y otro para abajo. Cada  fila de “puentecitos ” será una vuelta. 
  • Punto bobo: en el punto bobo también se ven “puentecitos” pero son más gruesos que los del revés del punto liso y hay una separación entre fila y fila. Cada fila de puentes corresponde a dos vueltas tejidas.  En la foto el primer punto es el punto liso visto del revés y el segundo es punto bobo.

Punto de arroz: en el punto de arroz veras por el derecho y por el revés lo mismo, granitos y espiguitas. La mejor opción es contar de dos en dos granito+espiguita y sabes que eso corresponde a dos vueltas.   Para que te quede todo claro te recomiendo que hagas unas muestras y que anotes las vueltas en un cuaderno, uses un cuenta vueltas automático y además uses el método manual. No son métodos incompatibles sino que son complementarios. Saber contar las vueltas te dará seguridad a la hora de tejer tus proyectos.
Saludos,

I.

Anuncios